Estudio

Visión de Esperanza

Nuestra esperanza esta puesta en Cristo.

Los Hebreos, pueblo elegido por Dios, en diferentes ocasiones vivieron muchos momentos de incertidumbres sociales y esperanzas fugaces; pues cada vez que el pueblo se alejaba de Dios y adoraba dioses ajenos le sobrevenían muchos males a causa de sus pecados. Pero Dios aun a pesar de su desobediencia siempre estuvo con su pueblo y siempre les hablaba a través de los profetas.

En una ocasión estando el pueblo de Dios en cautiverio en un imperio lejano de su patria, en la cumbre del reinado de dicho imperio se encontraba un joven llamado Daniel que sobresalía en las altas esferas de la sociedad babilónica, pues la presencia de Dios estaba con el aun en este exilio, un día como de costumbre Daniel tuvo una visión de Dios acerca de los futuros acontecimientos que marcarían su pueblo.

“En el año tercero del reinado del rey Belsasar me apareció una visión a mí, Daniel, después de aquella que me había aparecido antes.

Vi en visión; y cuando la vi, yo estaba en Susa, que es la capital del reino en la provincia de Elam; vi, pues, en visión, estando junto al río Ulai.

Y de uno de ellos salió un cuerno pequeño, que creció mucho al sur, y al oriente, y hacia la tierra gloriosa. Y se engrandeció hasta el ejército del cielo; y parte del ejército y de las estrellas echó por tierra, y las pisoteó.

Aun se engrandeció contra el príncipe de los ejércitos, y por él fue quitado el continuo sacrificio, y el lugar de su santuario fue echado por tierra. Y a causa de la prevaricación le fue entregado el ejército junto con el continuo sacrificio; y echó por tierra la verdad, e hizo cuanto quiso, y prosperó.”
‭‭Daniel‬ ‭8:1-2, 9-12‬ ‭RVR1960‬‬

Dicha profecía dejó a Daniel atónito, tan quebrantado que quedó algunos días en reposo pues se sentía enfermo. Era muy grande el sufrimiento que se avecinaba para el pueblo Hebreo y el último rey que enfatiza esta profecía, Antíoco VI Epífanes, de la dinastía de los seléucida, reinó en Siria eh Israel 175 a. C.-164 a. C. y quien para subir al trono mató a su hermano Seleuco IV Filopátor; un rey tan soberbio y perverso que hizo sufrir mucho a Israel y se le atribuye en su reinado la muerte de 100,000 hebreos, prohibió el judaísmo y saqueó la ciudad de Jerusalén.

A pesar de esto Israel nunca perdió su esperanza en Dios, Corrie Ten Boom, una mujer que se opuso a los nazis y fue capturada y llevada a un campo de concentración donde perdió algunos de sus familiares, dijo: »Nunca tengas miedo de confiar un futuro desconocido a un Dios conocido» y es que esta es la esperanza que tenemos en Dios, de que a pesar de las aflicciones él obra para el bien de nuestra salvación en Cristo Jesús.

“Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.”
‭‭Jeremías ‭29:11‬ ‭RVR1960‬‬

Estudiante de Ing. Industrial, Líder de Célula en la OYM, Siervo de Cristo, le encanta los evangelismos y hacer Coro’.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top